Smolansky insiste en que la caída de la dictadura es la solución para que termine la crisis humanitaria

En un video publicado en su cuenta de Instagram, David Smolansky, jefe del grupo de trabajo para la crisis humanitaria de Venezuela, designado por la OEA, se encuentra en Cúcuta como parte del equipo que coordina el posible ingreso de la ayuda humanitaria el próximo sábado, hizo un recorrido por los diferentes centro de asistencia para los venezolanos que cruzan la frontera buscando comida y medicinas, destaca que de 1500 comidas que se ofrecían, ahora son 5 mil, diarias.

“Visitando, una vez más, el comedor Casa Hogar Divina Providencia en Cúcuta donde tantos migrantes y refugiados van a comer o venezolanos que cruzan la frontera a diario solo para desayunar y almorzar. La primera vez que vine hace 10 meses se repartían 1.500 comidas diarias, ahora son 5.000 todos los días. Casi la mitad es para los niños. Dos toneladas de comida se necesitan para alimentar a todas las personas. Si sumamos todos los comedores que hay en Cúcuta, se han repartido casi 2 millones de platos de comida desde junio de 2017”.

El dirigente político señaló que la mayoría de los venezolanos que han emigrado al país vecino desde el interior, van en condiciones muy vulnerables. “La mejor solución para la crisis humanitaria que ha traído como consecuencia a millones de migrantes y refugiados es la salida de la dictadura” reafirmó.

error

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *